Nuestro código de Conducta para Proveedores

OBJETO

En ADC RECURSOS HUMANOS nos comprometemos a mantener los más rigurosos valores éticos y a fomentar las mejores prácticas en nuestras operaciones a todos los niveles, y esperamos un nivel similar de compromiso por parte de nuestros proveedores.

A través de este código, ADC RECURSOS HUMANOS establece los estándares mínimos que espera que sus proveedores cumplan para promover el desarrollo de negocios éticos y sostenibles, alineados con los valores, políticas y compromisos de la empresa.

Al establecer cualquier relación con ADC RECURSOS HUMANOS, se espera que los proveedores cumplan con los principios necesarios para gestionar y reducir su impacto ambiental negativo, así como garantizar modelos de negocio responsables. Esto implica el cumplimiento de todas las leyes y regulaciones aplicables, así como la adopción de prácticas comerciales que respeten los derechos humanos en su interacción con los grupos de interés de ADC RECURSOS HUMANOS.

 

ÁMBITO DE APLICACIÓN

Los principios y pautas de conducta establecidos en este código son aplicables a los administradores, incluyendo a las personas físicas designadas por administradores personas jurídicas para representarles en el ejercicio de sus funciones, así como a los profesionales y proveedores de las empresas de ADC RECURSOS HUMANOS. Este alcance es independiente del nivel jerárquico, ubicación geográfica o dependencia funcional.

COMPROMISOS EN LAS RELACIONES COMERCIALES

COMPROMISO CON EL MEDIO AMBIENTE

Se espera que nuestros proveedores se comprometan firmemente con los compromisos ambientales de la empresa, que tengan como principio fomentar las prácticas saludables para la conservación del planeta, en general, por un beneficio para todos.

Adicionalmente se espera que los proveedores de ADC RECURSOS HUMANOS:

• Cumplan con las leyes ambientales, regulaciones y códigos aplicables en las comunidades autónomas e incluso en otros países donde operen.

• Mantengan un sistema adecuado de gestión ambiental que les permita identificar, gestionar y mitigar sus impactos y riesgos ambientales.

• Contribuyan a la lucha contra el cambio climático, comprometiéndose a reducir sus emisiones de carbono y llevar a cabo iniciativas para mitigar sus impactos en el medio ambiente. Esto implica centrarse en la reducción y optimización del consumo de energía, agua y recursos naturales, así como en la minimización de los residuos y, en su caso, la correcta destrucción y ordenado reciclaje.

COMPROMISO EN MATERIA DE CUMPLIMIENTO

Los proveedores de ADC RECURSOS HUMANOS deberán conducir sus relaciones comerciales en base a principios de ética empresarial, gestión eficiente, transparencia y honestidad.

Los proveedores están obligados a cumplir con las políticas de ADC RECURSOS HUMANOS relacionadas con el cumplimiento, tanto generales como específicas, que incluyen la prevención de la corrupción y el fraude, así como con las normativas éticas y morales más estrictas, los convenios internacionales y las leyes aplicables en esta materia. Esto implica establecer los procedimientos adecuados requeridos para ello.

Asimismo, los proveedores se comprometen a fomentar la libre y leal competencia en los mercados en los que participan y a cumplir con la normativa de defensa de la competencia, colaborando activamente con las autoridades reguladoras correspondientes.

Es fundamental que los proveedores no ofrezcan sobornos ni realicen pagos indebidos a ningún tercero o profesional de ADC RECURSOS HUMANOS para facilitar transacciones. Además, no deben intentar obtener información confidencial de ADC RECURSOS HUMANOS ni ofrecer regalos a funcionarios públicos que puedan influir en la relación comercial con ADC RECURSOS HUMANOS.

En caso de que los proveedores tengan conocimiento de conductas irregulares por parte de administradores o profesionales de ADC RECURSOS HUMANOS, deben comunicarlo a través de los canales internos establecidos para ello, sin perjuicio de que puedan dirigirse a las autoridades competentes.

Los proveedores deben informar a sus profesionales sobre las disposiciones éticas establecidas por ADC RECURSOS HUMANOS y sobre la existencia de los canales internos de comunicación y protección del informante.

COMPROMISO EN LAS PRÁCTICAS LABORALES

Nuestros proveedores rechazarán y adoptarán medidas adecuadas para eliminar cualquier forma de trabajo forzoso u obligatorio, así como cualquier modalidad de esclavitud moderna, tanto dentro de su organización como en su cadena de suministro. Además, promoverán activamente estas medidas en su cadena de suministro.

Asimismo, nuestros proveedores se comprometen a rechazar expresamente el empleo de mano de obra infantil, tanto dentro de su organización como en su cadena de suministro, respetando las edades mínimas de contratación establecidas por la legislación aplicables.

Deberán respetar la libertad de asociación sindical y el derecho a la negociación colectiva de los trabajadores, de acuerdo con las normativas correspondientes.

Los proveedores no tolerarán prácticas discriminatorias en el ámbito laboral por ninguna condición o característica, y tratarán a sus empleados con justicia, dignidad y respeto.

Las relaciones laborales entre los proveedores y sus trabajadores se basarán en la igualdad de oportunidades, sin discriminación por género u otras características, y considerarán la diversidad e inclusión en todas sus dimensiones.

Los proveedores de ADC RECURSOS HUMANOS considerarán la implementación de medidas de conciliación que promuevan el respeto a la vida personal de sus empleados y faciliten un equilibrio adecuado entre esta y las responsabilidades laborales, en conformidad con las leyes y prácticas locales.


COMPROMISO CON LA SEGURIDAD Y LA SALUD

Los proveedores de ADC RECURSOS HUMANOS deben velar por la protección de sus empleados, evitando su exposición excesiva a cualquier tipo de riesgos, ya sean químicos, biológicos, físicos y/o tareas que impliquen un esfuerzo excesivo.

Además, los proveedores deben identificar y evaluar posibles situaciones de emergencia en el lugar de trabajo, y minimizar su impacto implementando planes y procedimientos de respuesta ante emergencias.

Es responsabilidad de los proveedores proporcionar a su personal la formación y los recursos necesarios para llevar a cabo su trabajo de acuerdo con lo acordado contractualmente. También deben asumir la responsabilidad por cualquier daño o perjuicio que pueda surgir debido a su acción u omisión, especialmente en lo que respecta a la seguridad y salud de los trabajadores.